Cuál es la forma correcta y segura de cambiar una llanta ponchada

Cambiar una llanta no es una tarea difícil y normalmente todos los autos cuentan con una llanta de refacción y un kit de herramientas para hacer todo el trabajo

Llanta ponchada

Llanta ponchada / Foto: Unsplash  Crédito: Denny Müller | Unsplash

Cambiar una llanta ponchada es una de las averías más comunes en los autos, puede pasarle a cualquier persona, en cualquier lugar y a cualquier hora. 

Por eso es muy importante saber como reemplazar una llanta y contar con las herramientas necesarias en caso de una pinchadura en medio de la carretera o caminos poco transitados

Cambiar un neumático no es tan difícil. Solo tiene que asegurarte de que la llanta de refaccion y kit de herramientas vengan en el auto. Si no tienes idea de cómo se hace, no te preocupes, aquí te decimos una forma correcta y segura de cambiar una llanta ponchada.

1.- Encuentre una ubicación segura. Encuentra una superficie plana y nivelada para evitar que el vehículo se mueva. procure no pararse en curvas o espacios muy reducidos.

Cabe recordar que avanzas mucho con la llanta ponchada corres el riesgo de arruinar la llanta. Sin embargo, si estás en un tramo peligroso es mejor avanzar con la llanta ponchada y reemplazarla a ser golpeado por otro vehículo.

2.- Encienda sus luces intermitentes. Prender las “luces intermitentes” ayudará a que otros conductores lo vean al costado del camino.

3.- Freno de mano. Una vez detenido, use siempre el freno de mano para evitar que el auto se mueva mientras cambias la llanta. 

4.- Pon las cuñas en las llantas. Las cuñas van en las llantas infladas para evitar que el auto se mueva y se caiga del gato.

Si no cuentas con cuñas puedes usar ladrillos o piedras que funcionaran tan bien como las cuñas.

5.- Retire el tapón. Si su vehículo tiene una tapa de birlos o tapón debe retirarlos para tener acceso a las tuercas.

6.- Afloja las tuercas. Con la llave de cruz afloja las tuercas. Si están muy apretadas, necesitarás usar fmayor fuerza o aflojar con el pie, dejando caer el peso corporal para aflojar.

No las quite totalmente, aún solo afloje las tuercas un poco.

7.- Coloque el gato. Coloque el gato en el lugar recomendado por el fabricante. Muchos vehículos ya tienen el espacio moldeado en la parte inferior con un área despejada de metal expuesto específicamente para el gato.

8.- Levantar el auto con el gato. Levante el vehículo hasta que la llanta pinchada esté a unas seis pulgadas del suelo.

9- Quita las tuercas en su totalidad.

10.- Retira el neumático

11.- Coloca el neumático de refacción. De manera uniforme coloca la refacción y empuja suavemente sin dañar los pernos.

12.- Apriete las tuercas con las manos hasta donde se pueda.

13.- Baja el vehículo, retira el gato y aprieta las tuercas. Baja el vehículo pero no totalmente, en este punto, debe apretar bien las tuercas con la llave de cruz. Después baja el vehículo hasta el suelo y retira el gato.

14.- Guarda todo. Sube la llanta ponchada, el kit de herramientas y no olvides el tapón.

***

Te puede interesar:

Cómo comprobar que un fusible del auto está funcionando correctamente

Cómo eliminar insectos pegados en la carrocería del auto sin dañar la pintura

En esta nota

mecánica del auto

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Más sobre este tema
Contenido Patrocinado
Enlaces patrocinados por Outbrain