Qué pasa si se pone azúcar en el tanque de gasolina de un auto

Existe el mito de que el azúcar daña el motor de un auto si se mezcla con la gasolina, pero la ciencia explica que no hay tantos motivos para preocuparse

Qué pasa si se pone azúcar en el tanque de gasolina de un auto
A pesar de que el viejo mito diga lo contrario, si alguien agrega azúcar al tanque de gasolina de tu auto no va a dañar el motor.
Foto: Sharon McCutcheon / Unsplash

Todo conductor ha escuchado el viejo mito del azúcar en el tanque y sus terribles repercusiones en el motor del auto. Desde hace muchos años existe entre nosotros como una experiencia que jamás desearíamos vivir, pero ese temor está injustificado: el azúcar no podría dañar un motor. Los expertos han analizado este asunto repetidas veces y, basados en la ciencia, han dado respuesta a esta eterna interrogante, para la tranquilidad de todos, a través de ciertos principios que convierten esta creencia en un absurdo:

1. El azúcar es mucho más densa que la gasolina, una cualidad que la hace indisoluble en ese entorno. Si alguien agrega azúcar al tanque de gasolina de un auto, sucedería lo mismo que con la arena, la mayor cantidad quedaría en el fondo del tanque. Por lo tanto, solo basta con desmontarlo y limpiarlo debidamente.

2. Entre el tanque de gasolina y los demás componentes del auto existen varios filtros que mantendrían el motor a salvo. Muchos de estos filtros retienen una gran cantidad de partículas muchísimo más pequeñas que un grano de azúcar, así que es muy poco probable que logren atravesar hasta el motor.

3. Lo que si podría suceder a largo plazo es que tales filtros se obstruyan un poco (más por la suciedad que por el azúcar), limitando el flujo correcto de combustible y, por ende, dañando la bomba de gasolina. Pero los expertos también consideran que sería muy poco probable que el azúcar tenga alguna participación importante.

Ahora que todo está claro, si vives aterrado de que algún maleante te sorprenda con esta broma, ya es tiempo de que te tranquilices y sepas que no sucederá nada grave. Según los expertos, podrían experimentarse algunas particularidades en el comportamiento del vehículo, pero el motor seguiría funcionando si el tanque contiene azúcar.

Lo único que puede hacer significativa esta vieja historia es la sustitución del azúcar por agua. El agua podría impedir que el motor lleve a cabo el proceso de combustión y produzca la energía mecánica necesaria para que el auto se ponga en marcha. Pero para que esto suceda, la cantidad de agua tendría que ser excesiva hasta el punto de diluir casi por completo el combustible dentro del tanque.

Aunque podría causar mucho más daño que el azúcar, el agua tampoco dejaría un motor inservible. En la actualidad, la mayoría de los autos disponen de motores que se bloquearían de inmediato antes de que las consecuencias sean mayores.

También te puede interesar

Qué precauciones debes tomar si vas a conducir una motocicleta con mal clima