Jeep pagará $300 millones de dólares en multas por el uso de dispositivos ilegales de disminución de emisiones

FCA US LLC fue acusada de falsificar emisiones en más de 100,000 camionetas y SUV's en 2017. Ahora, 5 años después, FCA se presentará a audiencia para declararse culpable del hecho y podría pagar más de $300 millones de dólares en multas

Grand Cherokee

El Jeep Grand Cherokee 2015 es uno de los modelos afectados.  Crédito: Cortesía

El escándalo de las emisiones de diésel “Dieselgate” de Volkswagen sacó a la luz los “dispositivos de desactivación” de las emisiones supuestamente utilizados por los fabricantes de automóviles que buscan eludir las regulaciones. Fiat Chrysler Automobiles, ahora parte de Stellantis, quedó atrapada en esa red en mayo de 2017 cuando el Departamento de Justicia demandó a FCA, acusándola de instalar dispositivos de emisiones ilegales en más de 100,000 vehículos Ram y Jeep. FCA inicialmente negó la acusación, pero ahora, según los informes, ha llegado a un acuerdo de culpabilidad que lo verá pagar $300 millones de dólares en multas.

Ram 1500 2022
Ram 1500 2022. / Foto: Cortesía Stellantis. Crédito: Stellantis | Cortesía

FCA se declarará culpable ante el Departamento de Justicia

El acuerdo podría anunciarse la próxima semana según Reuters, que informa que FCA, ahora una división de Stellantis, se declarará culpable en una audiencia en el tribunal de distrito. Después de años de negociación con funcionarios del Departamento de Justicia, FCA supuestamente aceptó declararse culpable de cargos penales de conspiración por equipar vehículos con motores turbodiésel de 3.0 litros con dispositivos de desactivación que certificarían los motores durante las pruebas de emisiones, pero se comportarían de manera diferente en la carretera. Se informó que los vehículos afectados en 2017 incluyen los modelos Ram 1500 y Jeep Grand Cherokees del año 2014-2016 equipados con motores turbodiésel.

Algunos empleados de FCA también están en riesgo de acudir a audiencia

Si bien, según los informes, la compañía está en peligro por $300 millones de dólares en multas, se dice que algunos de sus empleados también están en el banquillo. Según los informes, un empleado no identificado de FCA enfrenta cargos por engañar a los reguladores, mientras que otros dos están acusados ​​de conspirar para instalar dispositivos de desactivación.

Jeep Grand Cherokee 2021. / Foto: Cortesía Jeep.  Crédito: Cortesía

Para el contexto, VW recibió una multa de $2,800 millones de dólares por parte de los federales por sus violaciones. En comparación, FCA (y, por lo tanto, Stellantis) puede estar teniendo resultados relativamente bajos y no tendrá que canalizar miles de millones a una red nacional de carga de vehículos eléctricos, pero hacer trampa es hacer trampa. No es un buen look para nadie.

**********

Te puede interesar:

En esta nota

control de emisiones industria automotriz

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Más sobre este tema
Contenido Patrocinado
Enlaces patrocinados por Outbrain