Quién y bajo qué condiciones puede manejar un auto sin ser el dueño

Asegúrate de estar totalmente consciente de la responsabilidad a la que podrías estarte exponiendo a ti mismo y a la póliza de seguro de automóviles

Quién y bajo qué condiciones puede manejar un auto sin ser el dueño
Se un conductor responsable y maneja de la mejor manera posible.
Foto: Getty Images

En un país donde la responsabilidad financiera de daños causados por un accidente de auto recae en el dueño del vehículo, lo mejor es tratar de no andar prestando el auto a todo el mundo. 

Pero, ¿qué es lo que significa esto? ¿Es que acaso no se puede prestar el vehículo a familiares y amigos cercanos sin temor de sufrir las represalias de la ley?

La regla general es que cualquiera puede conducir el auto de otro dueño o dueños, siempre y cuando esta persona cuente con su consentimiento. Sin embargo, se recomienda consultar a la compañía de seguro antes de hacerlo, ya que esta pudiera negar cobertura en caso de un accidente de tránsito. 

¿Quién terminará pagando por los daños? El dueño original del vehículo y no el conductor que lo tomó prestado. 

“Generalmente, no hay problema si alguien está manejando un vehículo con el consentimiento del dueño”, Jeanne Salvatore, vicepresidenta principal de Relaciones Públicas y portavoz de los consumidores de Insurance Information Institute, dijo en un artículo publicado por la aseguradora State Farm.

“Si el uso es ocasional, digamos que pido tu auto prestado para ir a comprar leche, siempre y cuando se haya dado permiso verbalmente, estarás cubierto, normalmente”, explicó. 

Pero no todas las compañías de seguros trabajan de la misma manera, e incluso algunas pólizas de seguro especifican que el vehículo no se puede prestar.

Hay muchas cosas que pueden determinar si un conductor que no es el dueño está cubierto o no. Por ejemplo, las reglas y los reglamentos podrían ser diferentes si quien conduce el auto vive en el hogar del dueño o si el conductor está enlistado en la póliza como “conductor excluido”, que no puede conducir el auto. 

Toda esa información la debe discutir el propietario del auto con un agente de seguros.

Si estás pensando en prestar o usar un auto que no esté a tu nombre deberías considerar lo siguiente.

– Revisa si estarías cubierto por el seguro en caso de un percance 

– Queda de acuerdo si tendrás que pagar el deducible en caso de accidente.

– Comuníquese con su agente de seguro o eche un vistazo a su póliza para asegurarse de que comprende los detalles y las leyes estatales específicas de su seguro.

– En cualquier caso, conductor sin seguro, con seguro insuficiente o asegurado, si alguien tiene un accidente mientras conduce su vehículo, usted podría verse en una situación difícil, lo mejor es que otras personas no conduzcan su auto.

– Si vas a conducir un auto prestado, se un conductor responsable y maneja de la mejor manera posible.

Lo más recomendable es llamar a tu agente seguros cada vez que tengas una pregunta o duda acerca de tu póliza de seguros. Así estarás informado y conocerás los riesgos de prestar o conducir un auto que no es tuyo. 

Usa el buen juicio y el sentido común. Asegúrate de estar totalmente consciente de la responsabilidad civil a la que podrías estarte exponiendo a ti mismo y a la póliza de seguro de automóviles.

***