Aprende a quitar el hielo del parabrisas ¡Evita dañarlo!

No cometas errores al querer retirar el hielo del parabrisas

Parabrisas congelado.
Parabrisas congelado.
Foto: Pixabay

En estos temporada invernal, para muchos se convierte en todo un reto y hasta un dolor de cabeza retirar el hielo del parabrisas del automóvil.

Por eso aquí te presentamos algunos consejos para que puedas deshacerte del molesto hielo sin dañar el parabrisas.

Algunos conductos ponen en marcha el auto, esperando que la calefacción y el trabajo de los parabrisas retiren el hielo, pero esto además de dañar el cristal, pone en riesgo a las personas que están a su alrededor.

Así que pon atención en los siguientes consejos de los especialistas para retirar el hielo del parabrisas.

Quita el hielo del parabrisas sin dañarlo

Una de las formas más fáciles es evitar que se congele tu parabrisas, para eso puedes usar un cartón para taparlo antes de que te vayas a dormir, así el hielo se quedará en el cartón y a la mañana siguiente, bastará con quitarlo y los restos que hielo que se hayan colado al parabrisas será más fácil de retirar.

Pero si no quieres utilizar el cartón, la mejor forma de retirar el hielo del parabrisas es usando una espátula de plástico, que no dañará el cristal.

Otra forma rápida de retirar el hielo del parabrisas sin causar el menor daño es rociar un poco de alcohol sobre el cristal, ya que lo derretirá rápidamente, de acuerdo al consejo de los especialistas que publicó el sitio carglass.

Mejorar la visibilidad

Pero si no te convence aún ninguno de los consejos, puedes aplicar sobre el parabrisas un repelente de líquido e insectos, que favorecen además la visibilidad durante la lluvia y evitar que los cristales se congelen en climas no muy extremos, pero en caso de congelación facilita el retiro del hielo.

Nunca se te ocurra poner al máximo la calefacción del auto, ya que eso podría dañar tu parabrisas congelado, recuerda que los climas extremos hacen más vulnerable al cristal.

Recuerda que el parabrisas congelado es demasiado sensible a cualquier golpe o cambio brusco de temperatura.

Te puede interesar: