El Mazda MX-5 Miata de próxima generación podría llegar en 2026 con potencia electrificada

El próximo auto deportivo convertible de Mazda aún no saldrá a la venta por un tiempo, pero sabemos con certeza que estará electrificado. Sin embargo, no se sabe hasta qué punto el MX-5 Miatta contará con un sistema de propulsión eléctrico, ya que podría ser un híbrido enchufable

Mazda MX-5

La tracción del Mazda MX-5 Miata está distribuida entre sus ruedas traseras.  Crédito: Mazda | Cortesía

La próxima generación del emblemático roadster Mazda MX-5 está en camino, y está garantizado que tendrá un tren motriz electrificado. Hasta ahora se desconocía cuándo llegaría, pero la dirección de Mazda ha insinuado que lo hará en unos cuatro años, en 2026.

En declaraciones a la publicación australiana Which Car?, Yasuhiro Aoyama, consejero delegado de Mazda, ha afirmado que la próxima generación del MX-5 llegará después de la aplicación de la normativa de emisiones Euro 7, que entrará en vigor en julio de 2025. El medio especifica que el coche podría llegar en 2026. Dado que estas normas serán aún más estrictas para los motores de combustión interna que las normas Euro 6, Mazda ya ha confirmado a que el próximo MX-5 estará electrificado.

Mazda MX-5 Miata 2021
Mazda MX-5 Miata.
Crédito: Mazda Newsroom | Cortesía

El diseño del Miatta electrificado

El diseñador jefe de Mazda, Akira Tamatani, ha dado más detalles sobre el próximo MX-5 y ha dicho que se espera una silueta influenciada por el prototipo Vision Study presentado el mes pasado. Tamatani también ha dicho un par de cosas sobre el sistema de propulsión: No estará propulsado por el nuevo motor turbo de seis cilindros en línea de Mazda, y Mazda aún no ha decidido qué tipo de electrificación utilizará su sistema de propulsión.

El tipo de electrificación del Mazda MX-5

La electrificación es un término que engloba desde los híbridos suaves con motores de 48 voltios hasta los vehículos totalmente eléctricos, y no se refiere a un tipo específico de transmisión. Para el próximo MX-5, lo más probable es un menor grado de electrificación debido al peso y al coste, ya que el MX-5 ha sido tradicionalmente un deportivo ligero y asequible. Esto descarta probablemente un VE completo, un extensor de autonomía como en el MX-30, o incluso un híbrido enchufable (PHEV), aunque no significa que vaya a prescindir de un importante aumento de las prestaciones.

Mazda MX-5 Miata
Mazda MX-5 Miata.
Crédito: Mazda | Cortesía

Sistema de propulsión híbrido de tres motores

A principios de este año se dio a conocer una patente de Mazda muy detallada sobre un sistema de propulsión híbrido de tres motores que podría encajar en el MX-5. Se trata de un pequeño motor de 3.5 litros de cilindrada. Sólo incluye una pequeña batería de 3.5 kWh, pero también un banco de condensadores para una descarga rápida y una potencia eléctrica de 80 CV que, combinada con un motor de combustión interna, podría dar al MX-5 un buen empujón.

Por supuesto, este sistema sería complejo, caro y pesado, así que lo más seguro es que el próximo MX-5 incorpore la tecnología híbrida suave de 48 voltios. Quizá incluso el motor Skyactiv-X de encendido por semicompresión, si es que se cumple la promesa de Mazda de hace unos años.

**********
Te puede interesar:
Mazda confirma que el Miata no morirá en 2022
El Mazda MX-5 Miata, el deportivo estrella de Mazda, será eléctrico para 2030

En esta nota

Mazda MX-5

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Más sobre este tema
Contenido Patrocinado
Enlaces patrocinados por Outbrain