Biden busca un ambicioso plan para el reciclaje de baterías para autos eléctricos y competir con China

Estados Unidos podría recaudar 8 millones de toneladas de desechos de baterías para autos eléctricos en menos de 19 años. Biden busca una estrategia para reducir el impacto ambiental

Los autos eléctricos podrían reducir el impacto ambiental, sin embargo, las baterías que usan no lo harían una vez que terminan su vida útil.
Los autos eléctricos podrían reducir el impacto ambiental, sin embargo, las baterías que usan no lo harían una vez que terminan su vida útil.
Foto: chuttersnap / Cortesía

La administración de Biden ha adoptado con entusiasmo los vehículos eléctricos en su plan de infraestructura propuesto y en otras áreas del gobierno. Pero el presidente también quiere que la cadena de suministro estadounidense compita mejor con el dominio de China en el ensamblaje de baterías y la refinación de recursos.

Una estrategia en pro del medio ambiente

Según un informe de Reuters del viernes pasado, el plan de Biden apunta a impulsar el reciclaje de baterías para caminar por una delgada línea entre ayudar al medio ambiente y aumentar la competitividad.

Reuters informó sobre varios informes del gobierno presentados a la Casa Blanca al finalizar una revisión de 100 días de importantes cadenas de suministro. Esta revisión está destinada principalmente a abordar el suministro restringido de chips semiconductores. La escasez de chips sigue afectando a numerosas industrias, incluida la automotriz.

https://www.youtube.com/watch?v=-QXHcntPBT8

Sin embargo, la revisión se extiende a la cadena de suministro de vehículos eléctricos y el gobierno tiene como objetivo posicionar a los Estados Unidos para competir mejor con la capacidad de China para fabricar baterías y refinar los materiales necesarios para fabricarlas.

El problema es que la extracción y el refinado de minerales de tierras raras y otros materiales no son buenos para el medio ambiente. Si bien la administración espera confiar en los países aliados para los materiales, este plan, según se informa, apunta a hacer grandes esfuerzos en el reciclaje de baterías para llenar el vacío. Una vez que la batería de un vehículo eléctrico llega al final de su vida útil para un automóvil, la idea es descomponer los componentes y reciclarlos para fabricar baterías nuevas en los Estados Unidos para vehículos nuevos.

Con un suministro circular de litio, habría menos necesidad de extraer y refinar litio nuevo para proteger el medio ambiente, argumentan los informes. Con el reciclaje, programas agresivos podrían reducir la necesidad de nuevas materias primas como cobre (en un 55%), litio (en un 25%) y níquel y cobalto (en un 35%), según informa el gobierno. Sin el reciclaje, los Estados Unidos pueden enfrentar 8 millones de toneladas de desechos de baterías vertidos en vertederos para 2040.

La Casa Blanca no ha dado ninguna otra declaración, pero Reuters informó que partes de los planes pueden hacerse públicos esta semana, lo cual representaría un paso más de Estados Unidos hacia la nueva cultura de movilidad eléctrica y una conciencia más ecológica.

*********

TE PUEDE INTERESAR:

Ford pagará $1,000 a los clientes que compren un vehículo y tengan que esperar mientras no haya inventario
El estilo de Sergio Perez, el ídolo mexicano de la F1: cuál fue el primer automóvil del piloto