Cómo regular el reposacabezas para minimizar el latigazo cervical en un accidente

Partes del cuerpo como el cuello, la espalda o los hombros, son las que más pueden sufrir cuando hay un accidente menor o frenada brusca.

Cómo regular el reposacabezas para minimizar el latigazo cervical en un accidente

Regular los reposacabezas son importantes para la seguridad Crédito: Shutterstock

El latigazo cervical es una lesión común que ocurre en accidentes automovilísticos, particularmente en colisiones traseras. Es causada por un movimiento repentino y contundente de la cabeza, que puede dañar los tejidos blandos y los ligamentos del cuello.

La regulación del asiento es importante para minimizar este tipo de golpes, en caso de un accidente o frenada de emergencia. Al momento de un contacto con otro vehículo siempre hay riesgo de sufrir un latigazo por más baja que sea la velocidad. Expertos aseguran que incluso a partir de las 6 millas por hora es posible de sufrir un latigazo cervical. Mientras más velocidad lleves, más fuerte puede producirse el movimiento del cuello, por ello, tener el reposacabezas en una posición idónea ayudará a reducir ese impacto.

Tips para regular el reposacabezas de tu auto

Cómo regular el reposacabezas para minimizar el latigazo cervical en un accidente
Mantener el reposacabezas a la altura ideal, reducirá daños en caso de una colisión lateral
Crédito: Shutterstock

Debemos conocer primero para qué se usa el reposacabezas. El mismo es una característica de seguridad diseñado para ayudar a prevenir lesiones en el cuello, como el latigazo cervical, en caso de un choque. El reposacabezas generalmente se encuentra en la parte superior del asiento del automóvil y se coloca detrás de la cabeza del ocupante.

El propósito del reposacabezas es limitar el movimiento de la cabeza y el cuello durante una colisión. En caso de un choque trasero, el reposacabezas sirve de soporte para evitar que la cabeza del ocupante se mueva de un lado a otro, lo que puede causar lesiones en tejidos blandos y los ligamentos del cuello como ya mencionamos.

Es importante ajustar el reposacabezas a la altura adecuada para cada ocupante del automóvil. La parte superior del reposacabezas tiene que estar nivelada con la parte superior de la cabeza del ocupante y debe colocarse lo más cerca posible de la zona posterior de la cabeza. Esto permite garantizar que el reposacabezas sea eficaz para prevenir lesiones en caso de golpes.

Regulación del reposacabezas en el auto

El reposacabezas ayuda a reducir el impacto de latigazo cervical

Acomoda tu cabeza a unos 4 centímetros aproximadamente del reposacabezas. Esa debería ser la distancia, según las recomendaciones de los expertos en seguridad. La cabeza no debe estar recostada de la almohadilla, tampoco con una distancia mayor.

Para regular su altura, se toma la distancia de los ojos como referencia. La parte inferior del reposacabezas debe estar al nivel de los ojos debido al centro de gravedad en caso de un golpe. Así, en caso de un impacto, toda la cabeza podrá amortiguar con la almohadilla en su parte más resistente. Para subirlo o bajarlo, debe hacer un clic para que quede fijo en la altura que lo coloques.

El ángulo de inclinación del reposacabezas no puede ser mayor a 25 grados. Esto para que sea absorbido en toda la superficie en caso de impacto.

Recuerda hacer esto cada vez que te subas en un auto nuevo. Al copiloto le corresponde realizar lo mismo en caso de que cambie de asiento, para que el reposacabezas pueda hacer su función al 100%.

Nuevas tecnologías de reposacabezas

Los vehículos actuales vienen equipados con reposacabezas activos. Están diseñados para moverse hacia adelante y hacia arriba durante una colisión trasera. Esto ayuda a proporcionar soporte adicional para la cabeza y el cuello del ocupante y así se reduce el riesgo de lesiones.

Acción del latigazo cervical en caso de un choque

En el caso de sufrir un latigazo cervical, verifica los síntomas después del choque. Dolor y rigidez en el cuello, molestias de cabeza, mareos, fatiga, entumecimiento u hormigueo en brazos y manos, también dificultad para concentrarse.

Si has estado involucrado en un accidente automovilístico y experimentas alguno de estos síntomas, es importante buscar atención médica lo antes posible. Un especialista puede diagnosticar el latigazo cervical a través de un examen físico y pruebas de imágenes, como radiografías o resonancias magnéticas.

*******
Te puede interesar:

Accesorios que suman seguridad y confort a tu auto
Conducir de noche: consejos importantes para sumar seguridad
Así se combinan la Inteligencia Artificial y la Seguridad Vial
Accidentes de auto en invierno: cómo se determina quién tuvo la culpa

En esta nota

Consejos de manejo mecánica del auto

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y Google Política de privacidad y Se aplican las Condiciones de servicio.

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Más sobre este tema
Contenido Patrocinado
Enlaces patrocinados por Outbrain