El primer Mustang de la historia se vendió sin querer y mira dónde terminó

El auto era de exhibición y se vendió por error dos días antes del lanzamiento oficial, el 17 de abril de 1964

El primer Mustang de la historia se vendió sin querer y mira dónde terminó
Ford Mustang 1965. / Foto: Pixabay.
Foto: Pixabay

Existen autos que se han vuelto icónicos y unos verdaderos tesoros, no sólo por su diseño, sino por su antigüedad y lo que generó fabricarlo, pero aquellos autos que tienen en su chasis el número 001, que significa que fue el primero en ser fabricado, son unas verdaderas joyas que tanto museos como coleccionistas quieren tener bajo su poseción, sin embargo, encontrarlos es un problema.

Hoy en día, el primer ejemplar de un auto en ser fabricado es una pieza muy especial y de gran valor, pero esa no era la percepción que los fabricantes tenían hace décadas. Para ellos, el primero, segundo o último vehículo en salir de la planta era un auto más que debía ser vendido.

El Ford Mustang, un auto musculoso que ha sido fabricado desde 1965 hasta el día de hoy, tiene mucha historia por detrás, y el precio a pagar por uno de los más antiguos ejemplares de éste supera los $100,000 dólares. Por ejemplo, el segundo Mustang en ser fabricado se vendió recientemente por la cantidad de $175,000 dólares.

Actualmente, el primer Mustang en ser fabricado (el primero de 10 millones con un número de chasis 5F08F100001) se encuentra exhibido en el Henry Ford Museum de Michigan, un museo de autos nombrado en memoria del fundador de la marca americana, Henry Ford.

El vehículo fue recuperado por el Museo después de que lo último que se supo de él es que un vendedor de autos en Canadá lo había vendido por equivocación.

Harry Phillips, un ex-vendedor de autos en un concesionario de Ford en Canadá, se encuentra en camino al Museo de Henry Ford para reencontrarse con el Mustang de 1965 que vendió hace 55 años por error, reportó CNN.

Hace más de cinco décadas, cuando el Mustang estaba a punto de ser lanzado, la compañía mandó autos de “pre-producción” a distintos concesionarios para que fuera exhibidos solamente. El concesionario de Phillips era uno de ellos.

Los autos de exhibición no debían de haberse vendido, eran modelos de muestra para exhibirse antes de que comenzaran las ventas el 17 de marzo de 1964, dijo Matt Anderson, curador de transporte en el museo, a The Detroit Press. “(Henry) Ford quería que todos (los autos de exhibición) regresaran a Michigan.

Pero Phillips no se enteró de las especificaciones de la compañía, y él terminó vendiendo el primer Mustang de la marca por $4.300 dólares canadienses a Capt. Stanley Tucker, piloto de aviones canadienses.

“Lo vio en el camino y yo fui el afortunado que estaba más cerca de él en ese momento”, dijo Phillips a CNN. “Lo miró y dijo: ‘Es mío’”, agregó. Según Phillips, esa fue la compra más barata de su vida.

**********

TE PUEDE INTERESAR: