Mercedes-Benz realiza un retiro masivo del mercado por fallas en la cámara retrovisora de sus autos

El retiro contempla 342,000 unidades de la marca que estarían presentando problemas con el sistema de infoentretenimiento, cuyo software defectuoso no permite que la cámara retrovisora funcione correctamente

Foto de varios autos Mercedez-Benz

La Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en las Carreteras (NHTSA) ordenó el retiro inmediato, un proceso que Mercedes- Benz planea llevar a a cabo a partir del 13 de julio para iniciar las reparaciones pertinentes.  Crédito: Pexels | Pexels

Por órdenes de la Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en las Carreteras (NHTSA), Mercedes-Benz emitirá un retiro masivo que contempla varios modelos afectados por una falla en su cámara retrovisora, uno de los elementos del sistema de seguridad de sus autos. El origen del problema radica en el software de su sistema de infoentretenimiento MBUX, cuyos errores repentinos evitan que dicha cámara registre imágenes correctamente. Según lo que se describe en los documentos correspondientes, la pantalla ubicada en la cabina puede permanecer en negro u oscurecerse luego de algunos segundos y este inconveniente se extiende a una gran gama de vehículos creados entre 2019 y 2021, desde los más básicos (Clase A) hasta los más lujosos (Clase E). El problema también está afectando algunos SUVs y automóviles deportivos de la marca.

Según fuentes cercanas, el inconveniente se solucionará en sus concesionarios a partir del 13 de julio, fecha en la que se tiene estipulado que inicie la recepción de los autos afectados. Mercedes-Benz tiene planeado sustituir el software por su actualización más reciente para eliminar el problema, sin embargo, ese software podría llegar a algunos usuarios a través de actualizaciones inalámbricas, otra tecnología que ofrece la marca y que podría significar una solución inmediata para un gran número de involucrados. El fabricante también ha aclarado que los afortunados que recibirán la actualización sin necesidad de ir a un concesionario son aquellos propietarios con autos que posean la tecnología OTA, pero el número de clientes restantes quedará en manos de su personal capacitado para resolver el problema sin ningún costo adicional.

Mercedes-Benz no ha sido la única marca en verse obligada a hacer retiros masivos este año, también le sucedió a Ford por la cubierta de los rieles de sus techos, unas pequeñas piezas con fallas de ajuste que podían salir despedidas como proyectiles, afectando a otros conductores. Subaru también pasó por esto mucho antes, pero su problema estaba relacionado con fallas en la suspensión trasera y el motor. Ahora, la NHTSA tiene su mirada puesta sobre el Taycan de Porsche, luego de recibir ciertas quejas de propietarios que manifiestan experimentar pérdida de potencia en el auto y ha abierto otra investigación por el Accord, uno de los modelos más icónicos de Honda, por supuestas fallas de dirección.

A pesar de tratarse de un problema pequeño, en el caso específico de Mercedes-Benz, la agencia federal ha ordenado el retiro de 342,000 unidades por esta falla que además de incumplir con sus normas, podría también afectar la seguridad de los conductores en las carreteras.

También te puede interesar

La NHTSA investiga al Porsche Taycan por pérdida de potencia

En esta nota

industria automotriz sistema de seguridad del auto
Contenido Patrocinado
Enlaces patrocinados por Outbrain