“Quién compra carros para yonke”: una lista de lugares donde puedes vender el tuyo como chatarra en California

Si vives en el estado de California en Estados Unidos y deseas vender tu auto chatarra, aquí te compartimos una lista con 6 establecimeintos donde podrás hacerlo de forma rápida y segura

“Quién compra carros para yonke”: una lista de lugares donde puedes vender el tuyo como chatarra en California
Los autos chatarra pueden servir para piezas de refacción o venderse como lámina vieja.
Foto: Pixabay

Probablemente alguna vez has tenido o conoces a alguien que tiene un auto viejo, vehículos que en ocasiones ya no funcionan y sólo ocupan un espacio del garaje, tornándose en un estorbo que muchos de sus dueños no quieren desechar. El apego a un auto viejo puede ser tan grande que existen quienes lo conservan por décadas, de hecho, el tiempo promedio en el que un conductor conserva un vehículo es de 15 años.

Para que un auto sea considerado como chatarra, éste debe ser inservible o estar a punto de morir, aunque también podría estar en estatus salvage o chocado, por lo que lo lógico en esas condiciones sería deshacerse de él de alguna forma u otra para no generar gastos extras o abarcar un espacio que podría destinarse a otra cosa.

Aunque esto puede entristecer a muchas personas, hay que recordar que la muerte de un auto es parte de su ciclo de vida, además de que el suceso presenta una emocionante oportunidad para comprar un auto nuevo. También, deshacerse de un auto no tiene que ser una total pérdida, pues con su venta podría recuperarse dinero fácilmente, aunque no sea una gran cantidad.

Una persona puede vender un auto chatarra de muchas maneras, de hecho, hay sitios especiales donde estos autos son comprados, como los ‘Yonkes’ o ‘Pick a part’ para posteriormente venderlos por piezas como refacciones o fierro viejo. Aquí te compartimos una lista de algunos de los lugares a los que puedes acudir para recuperar parte del dinero que se invirtió en el vehículo.

1. USA Junk Car Removal

USA Junk Car Removal te ofrecerá una cotización para tu vehículo dependiendo de su estado. Si aceptas la cotización, te pagarán en efectivo y remolcarán tu automóvil chatarra, camioneta chatarra o SUV sin cobrarte por ello. Sin duda una forma sencilla de vender un coche chatarra en California.

2. Junk Car Traders

Este otro establecimiento en California, ofrece pagar hasta $ 12,000 dólares por vehículos usados, dependiendo la condición en que se encuentre el vehículo. Junk Car Traders trabaja a nivel nacional como recicladores de automóviles, que es la forma en que puede pagar por tu vehículo antiguo e inservible.

3. Cash Auto Salvage

En Cash Auto Salvage, se enorgullecen del nivel de cuidado que brindan en la recolección y eliminación adecuadas de combustible, aceite de motor, refrigerante, líquido limpiaparabrisas y otros líquidos. Una empresa que sabe lo importante que es esto en California, ya que, sin los esfuerzos de reciclaje adecuados, estos contaminantes destruirían nuestra tierra y suministro de agua.

4. Junk My Car

En Junk my Car te ofrecen dinero en efectivo rápido para tu coche chatarra. Es gratis, fácil y rápido, además cuentan también con el servicio de arrastre gratuito y una cotización inmediata para realizar el proceso de compra en un solo día.

5. The Clunker Junker

Esta empresa se jacta de proporcionar el efectivo más rápido para el servicio de autos chatarra en California. The Clunker Junker paga en efectivo por autos chatarra y brinda ofertas instantáneas de hasta $ 10,000 dólares. A veces pueden comprar autos chatarra sin título en California.

6. LKQ Pick Your Part

Si estás buscando vender tu auto chatarra en el estado de California, esta empresa tiene muchas opciones con LKQ Pick Your Part. Cuenta con dieciocho ubicaciones que se extienden desde Bakersfiled hasta la frontera, asegurando una sucursal cercana dentro del estado.

**********

TE PUEDE INTERESAR:

– Audi revela un nuevo auto eléctrico todoterreno listo para competir en el Rally Dakar
– Miles de autos de Hyundai y KIA son atravesados por una cadena gigante a bordo de un barco hundido