No perderás tu garantía si no haces el mantenimiento en el concesionario: por qué

Hacer el servicio de mantenimiento en otro lugar no invalida la garantía de tu auto, Sin embargo, si el taller comete un error y causa daños, el fabricante de auto podría anular legalmente tu garantía.

Es importante hacer el mantenimiento del auto y no perder la garantía.
Es importante hacer el mantenimiento del auto y no perder la garantía.
Foto: Shutterstock

Los autos nuevos salen de los concesionarios con una garantía que, la cual generalmente respalda el correcto funcionamiento del producto o de reparar ciertos defectos o desperfectos durante un período de tiempo. 

La garantía de los fabricantes de autos pagan todas las reparaciones cubiertas o los reemplazos de las partes o piezas del auto durante el período de garantía.

Sin embargo existen muchas preguntas acerca de cómo funcionan las garantías y cómo las puedes perder. Una de las dudas más comunes, es saber si los servicios de mantenimiento o reparaciones forzosamente se tienen que hacer en el concesionario de autos.

¿Pierdes la garantía de tu auto si no haces el mantenimiento en el concesionario?

Por ley, los fabricantes de autos y los concesionarios no pueden obligarte a realizar un mantenimiento regular en un concesionario para que la garantía de un vehículo nuevo siga siendo válida.

En otras palabras, usted es libre por ley de realizar cambios de aceite, rotaciones de llantas y otro mantenimiento regular realizado por casi cualquier mecánico, el fabricante de automóviles y el concesionario aún tendrán que cumplir con la garantía del auto nuevo.

¿Cómo evitar que tu garantía no se pierda?

Aunque un concesionario o fabricante de autos deba cumplir con una garantía independientemente de quién haya realizado el mantenimiento, eso no significa necesariamente que lo harán.

Esto se debe especialmente a que un concesionario o fabricante de autos puede afirmar fácilmente que usted no realizó el mantenimiento y más si no has guardado el récord de los servicios de mantenimiento.

Por ejemplo, si realizas un cambio de aceite en un taller independiente, asegúrate de guardar los recibos. Lo mismo con una rotación de neumáticos, una descarga de líquido o cualquier otro mantenimiento regular que haya realizado fuera del concesionario.

De esta manera, tendrás manera de comprobar que todos los servicios de mantenimiento se han realizado correctamente y podrás mantener la validez de tu garantía.

***

Te puede interesar:

Qué es la inyección directa en los autos

Alarma para autos con cierre centralizado: los pros y contras de este sistema