Autos eléctricos: 3 cosas que debes saber antes de comprar uno

Los autos eléctricos pueden resultar una gran opción para ahorrarte gastos de gasolina y mantenimiento, sin embargo hay otros detalles que debes considerar antes de comprar uno. Incentivos federales, autonomía y costos de reparación son cosas que debes tomar en cuenta

Ford Mustang Mach-E.

Ford Mustang Mach-E. / Foto: Cortesía Ford.  Crédito: Ford | Cortesía

Antes de comprar un vehículo eléctrico, debes conocer todos los pros y los contras asociados con los vehículos eléctricos. Elegir el vehículo eléctrico correcto puede ser un desafío y sólo se volverá más difícil a medida que el mercado se sature más. Muchos conductores han comprado vehículos eléctricos solo para volver a los vehículos de gasolina después de estar insatisfechos. Aquí hay tres cosas a considerar antes de comprar un vehículo eléctrico propio.

1. Créditos fiscales para vehículos eléctricos

Comprar un vehículo eléctrico en Estados Unidos no siempre es sencillo, pero existen incentivos para hacer que el proceso sea más acogedor para los consumidores. ¿Qué pasa si los gobiernos federal y local te pagaran por tener un nuevo vehículo eléctrico? En un esfuerzo por reducir las emisiones de carbono, el gobierno de los Estados Unidos ha creado incentivos fiscales para muchos vehículos eléctricos nuevos. Esto significa que comprar un vehículo eléctrico puede ahorrarte miles de dólares.

Nissan Leaf 2021
Nissan Leaf 2021, / Foto: Cortesía Nissan.

Muchos vehículos califican para un crédito fiscal federal de hasta $7,500 dólares. Los incentivos locales pueden sumar cientos o miles de dólares en ahorros adicionales. El automóvil eléctrico más popular actual, el Tesla Model 3, cuesta $39,990 dólares. Después de los posibles ahorros, el precio del Model 3 podría reducirse a menos de $32,490 dólares.

Los vehículos eléctricos han sido criticados por no ser asequibles. Los primeros vehículos eléctricos, como el Tesla Model S, siguen siendo demasiado caros para el consumidor medio. El popular Tesla Model 3, sin embargo, es extremadamente asequible después de los incentivos fiscales. Antes incluso de pensar en comprar un vehículo eléctrico, los consumidores deben investigar la elegibilidad de los incentivos fiscales para vehículos eléctricos federales y locales. Comprar un vehículo eléctrico sin realizar la investigación de crédito fiscal adecuada podría costarte miles de ahorros.

Tesla Model 3. / Foto: Cortesía Tesla.

2. Ansiedad por rango de EV

La autonomía de la batería de los vehículos eléctricos ha sido un problema desde la introducción del primer vehículo eléctrico. Muchos vehículos eléctricos sólo pueden viajar menos de 250 millas antes de necesitar recargarse. Se estima que el modelo más capaz del Nissan Leaf sólo recorre 226 millas antes de tener que recargarse.

El rango de carga única del Ford Mustang Mach-E estándar se estima en 230 millas. Incluso el Tesla Model 3 estándar tremendamente popular sólo tiene un rango de carga única de aproximadamente 263 millas. Si bien la autonomía de la batería de los vehículos eléctricos ha mejorado enormemente con el tiempo, el automóvil promedio que funciona con gasolina recorre fácilmente más de 300 millas con el tanque lleno antes de necesitar gasolina. Los vehículos a gasolina también permiten aproximadamente 30-60 millas de viaje después de indicar que necesitan repostaje.

Mustang Mach-E
Mustang Mach-E. / Foto: Cortesía Ford.

La ansiedad por el alcance del vehículo eléctrico es la sensación de hundimiento o el golpe en el estómago que experimenta un conductor cuando su vehículo eléctrico necesita recargarse y no hay una estación de carga cerca. Las estaciones de servicio están en todo el país, ya que los vehículos han sido propulsados ​​por gasolina durante tantos años. Los vehículos eléctricos carecen de la misma infraestructura de repostaje. Si la ansiedad por la autonomía es algo que deseas evitar, elige el vehículo eléctrico con la mayor autonomía de la batería.

3. Costos de propiedad de EV

Puede haber incentivos para comprar un vehículo eléctrico nuevo, pero definitivamente también existen costos de propiedad elevados para los conductores. Por ejemplo, el seguro de Tesla es incluso más caro que el de BMW. Asegurar un vehículo eléctrico puede ser extremadamente costoso. El mantenimiento también es un gasto enorme. Dado que los vehículos eléctricos todavía son relativamente nuevos en la industria automotriz, los consumidores a menudo confían en los concesionarios de los fabricantes de automóviles para que se encarguen del mantenimiento.

Kia Niro EV 2021
Kia Niro EV 2021. / Foto: Cortesía. Kia.

Reemplazar ciertas partes puede costar miles de dólares, especialmente en los modelos Tesla. Poseer ciertos vehículos eléctricos resulta más barato que poseer algunos vehículos a gasolina, pero tener un vehículo eléctrico no es tan sencillo. Los nuevos propietarios de vehículos eléctricos ciertamente están viajando a aguas desconocidas y teniendo experiencias nuevas y únicas con la propiedad de vehículos. En última instancia, comprar un vehículo eléctrico nuevo puede ser una gran inversión para el futuro, pero los consumidores deben realizar una investigación exhaustiva antes de realizar el cambio.

********

TE PUEDE INTERESAR:

Nissan Z: el deportivo hace su gran debut con 400 caballos de fuerza y transmisión manual
Por qué puede ser ilegal colocar un portabicicletas en tu auto

En esta nota

autos eléctricos

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Más sobre este tema
Contenido Patrocinado
Enlaces patrocinados por Outbrain