Los riesgos de cargar la batería del auto con ‘jump cables’

Cargar la batería del auto transmitiendo energía usando cables pasa corrientes puede generar diversos daños al auto si no se hace correctamente: desde dañar el circuito electrónico hasta poner el auto en riesgo de incendio

Los riesgos de cargar la batería del auto con ‘jump cables’
Esta es la técnica más común para pasar corriente.
Foto: Daniel @ bestjumpstarterreview.com / Unsplash

Los jump cables o cables pasa corrientes, son uno de los métodos más conocidos para poder pasar corriente de un auto a otro y así encender el vehículo que se había quedado sin batería.

A pesar de que esta técnica es la más común, muchas de las personas no saben cual es la manera correcta de hacerlo y no hacerlo bien puede tener muchas consecuencias.

Con todos los sensores y computadoras que los vehículos tienen integrados hoy en día, es muy importante saber la manera correcta de pasar corriente a un auto cuando una batería se descarga o deja de funcionar, pues de hacerlo incorrectamente se pudiera dañar uno de estos sistemas electrónicos.

Los riesgos de cargar la batería del auto con jump cables son muchos y pueden ser verdaderamente costosos si se hace incorrectamente. Por eso es muy importante saber cómo utilizar los cables pasa corriente cuando el auto se queda sin batería

Aquí hemos reunido algunos de los riesgos que hay al usar jump cables de manera incorrecta: 

1.- Una batería dañada tiene el potencial de iniciar un incendio al colocar los cables pasa corriente.

2.- Las baterías de los automóviles contienen ácido sulfúrico, que por lo caliente puede convertirse en vapores y salir por los conductos de ventilación. 

3.- Los vapores pueden ser muy inflamables. 

4.- Los jump cables provocan chispas y pueden encender estos vapores, provocando incendios o incluso una explosión. 

5.- si los jump cables no se usan de manera correcta pueden provocar lesiones graves a usted mismo y a otras personas.

En esta técnica se requiere de otro vehículo para arrancar la batería con cables para pasar corriente, pero hay que tener mucha precaución porque los automóviles modernos cuentan con abundantes sistemas electrónicos que pueden producir picos de tensión que terminarán dañando alguno de estos sistemas.

Normalmente un par de pinzas son rojas y el otro par negras. Utilizaremos una de las pinzas rojas y la conectaremos al borne positivo del coche donante, y el otro extremo al borne positivo del coche sin batería. Con las pinzas negras haremos lo mismo: del borne negativo del coche donante al borne negativo del que no arranca, según Motor Pasión, sitio especializado en autos.

El tiempo que se deben dejar conectados depende la que tan descargada esta la batería, pero por lo general es cuestión de solo minutos y se puede arrancar el auto para verificar que la transmisión de recarga funcionó.

Una vez que el auto arrancó, hay que remover los cables con mucho cuidado y sin juntarlos.

Cuando se tiene un arrancador portátil, por otra parte, hay que asegurarse de que esté cargado. Los cables del arrancador portátil se conectan a la batería de la misma forma que los cables para pasar corriente, pero el arrancador debe estar apagado.

Lo mejor es evitar que tu batería se descargue, mantenerla siempre en óptimas condiciones y reemplazarla si es necesario. 

Es recomendable adoptar prácticas de cuidado y mantenimiento distintas a las habituales para evitar posibles daños en los componentes del vehículo, especialmente en el sistema eléctrico.

***

Te puede interesar:

¿Cuánto duran los frenos?

Volvo redobla esfuerzos: Espera fabricar sólo autos eléctricos hacia 2030 y venderlos por Internet