Beneficios de apagar el control de tracción en tu auto

Debes tener en cuenta que las prácticas de conducción seguras son la mejor manera de aprovechar los beneficios del control de tracción. Evite la conducción agresiva, incluido el exceso de velocidad innecesario y la aceleración en las curvas de la carretera

Botón de control de tracción.

Apagar el control de tracción ayuda a que las llantas duren más. Crédito: Shutterstock

El control de tracción es un sistema de seguridad automovilística lanzado al mercado por Bosch en 1986 y diseñado para prevenir la pérdida de adherencia de las ruedas, de tal forma que éstas no patinen cuando el conductor se excede en la aceleración del vehículo o el suelo está muy deslizante.

El sistema de control de tracción utiliza los sensores del ABS para detectar si una de las ruedas delanteras giran a diferente velocidad respecto a las ruedas traseras. Cuando esto llega a suceder puede cortar la inyección de combustible con el fin de que las ruedas disminuyan su velocidad y no se patinen.

Sin duda, este sistema ayuda a que el vehículo sea más seguro de conducir y reduce los riesgos de un accidente. Sin embargo, hay algunos momentos en los que apagar el control de tracción tiene algunos beneficios.

¿Qué beneficios tiene apagar el control de tracción en tu auto?

De hecho, necesitas la función solo en ciertas condiciones, especialmente cuando el camino está resbaladizo. Necesitarás un agarre más fuerte en la superficie cuando el camino está nevado, mojado, embarrado o sin pavimentar. Esto significa que la característica no tiene ninguna función a menos que conduzcas el auto en estas condiciones.

El rendimiento de la gasolina del auto mejora cuando mantienes apagado el control de tracción. También notará una ligera desaceleración en el desgaste de los neumáticos. Si buscas emociones fuertes, desactivar el control de tracción te permitirá experimentar la emoción completa de algunas acrobacias, como derrapar.

Recuerda que no tener control de tracción no afecta el estándar de seguridad de un vehículo a menos que esté conduciendo en caminos resbaladizos o doblando esquinas a altas velocidades. La verdad es que ninguna persona en su sano juicio intentaría conducir tan rápido en las esquinas.

En esta nota

Consejos de manejo

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Más sobre este tema
Contenido Patrocinado
Enlaces patrocinados por Outbrain